Blogia
Seamos realistas

Crean un permiso para conducir perros en Viena

Crean un permiso para conducir perros en Viena

Los propietarios de perros vieneses pueden pasar a partir de ahora un permiso de conducir perros, facultativo, surgido a raíz de una iniciativa reciente y muy original de la capital austríaca. Como para el permiso de conducir un automóvil, este examen de dos horas de duración y 25 euros de precio tiene una parte teórica escrita y otra práctica en las calles de la ciudad, para verificar las competencias del maestro. En el código, los candidatos deben responder a cuestiones con diversas elecciones para verificar si conocen bien sus obligaciones como propietarios en cuanto a la salud y el comportamiento de su compañero doméstico. Por ejemplo: "¿Cuándo su perro mueve la cola, quiere decir que está contento, excitado o que se aburre?".

La parte práctica simula un paseo por la ciudad con diferentes situaciones. El dueño del animal debe poner el bozal a su perro en el metro o el tren y recogqer sus defecaciones. Los candidatos que obtengan su permiso se van con una eliminación de la tasa anual canina (43,60 euros) y llenos de golosinas para su mascota. Esta iniciativa llegó tras un sondeo efectuado a 500 habitantes de la capital en septiembre de 2004, que reveló que el 85% de ellos eran favorables al examen. En Viena hay casi 47.000 perros registrados, es decir, que pagan la tasa, pero las estimaciones apuntan a que en realidad hay 150.000. Según la consejera municipal de Medio Ambiente, Ulli Sima, que se encuentra en la idea originaria del proyecto, "los vieneses consideran necesarias medidas severas para que sea posible una convivencia pacífica hombre-perro". El permiso canino es único en su género, según su adjunto, Karl Woegerer: "No es ningún examen de obediencia del animal, pero permite valorar cómo el tándem perro-dueño afronta socialmente las situaciones cotidianas de una gran ciudad". (Fuente: Wanadoo / Semáforo corresponsal en Viena: yo mismo)

Parece que mis vecinos vieneses han decidido tomar las riendas del civismo canino. Y muy bien me parece. Esta medida me parece favorable, no sólo para los dueños como se indica en la noticia. Considero que fundamentalmente beneficia a los propios perros. Desgraciadamente hemos vivido muchas situaciones peliagudas de enfrentamientos entre perros, y al final son los pobres animales los que lo pagan, quedando eximes sus dueños, que al fin y al cabo son sus responsables. Es como cuando un niño comete alguna infracción y son los padres quienes tienen que pagarlo. En el caso de los animales creo que son como un hijo al que nunca le llega la mayoría de edad, y por lo tanto hay que ser consecuente y responsable.

Los perros son un compañero más en nuestras vidas, y hay que aprender a respetarlos y tratarlos como tal. Por el bien de ellos, de sus dueños y de todos los ciudadanos. Creo que es una lección de buena convivencia para el resto de Europa y se deberían adoptar medidas similares en el resto de países.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

Ampelmännchen -

Oye, pues lo de deporte olímpico es buena idea. Así se trataría de otra forma a los perros. ¡Gracias Caperucita!

Caperucita Rusa -

Yo siempre he pensado que pasear a los perros debería ser deporte olímpico, sobre todo si llevas dos y la diferencia de tamaño y velocidad es notable. Me parece fantástico que se tomen este tipo de medidas (aunque lo del bozal no me hace mucha gracia), porque ya es hora de que empecemos a darnos cuenta de que los animales son personitas en miniatura, y no peluches.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres